Un importante engranaje en una maquinaria mayor (2018)

El *Fact Checking* (FCh) es nativo en cualquier acto de comunicación por su naturaleza para verificar los datos que fluyen en el reporteo y la investigación de un suceso. Esto tanto a nivel profesional como particular. Entonces, por una parte es una herramienta ciudadana para que, con ciertas técnicas precisas, identificar noticias falsas. Por otra, es un acto periodístico intrínseco en la profesión.

Se hizo contemporáneamente masivo tras lo sucedido en E.E.U.U. con una serie de problemáticas que muchos adjudican a la crisis de Facebook con Cambridge Analytica. Pero ese inicio masificado popularmente no es del todo certero, entendiéndose el *FCh* como una posibilidad irrebatible de obtener data veraz en los medios hoy más populares. Estos son excesivos, inescrupulosos y/o “sucios”, como son las redes sociales. Se entiende entonces como una necesidad heredada de la prensa tradicional que se ha transformado desde un sitial útil a un lugar imprescindible en el contexto actual. En especial, el caso de Chile, con una concentración abismante en los *mass media*. Esto ocurre en prensa con los conglomerados El Mercurio y Copesa en un duopolio explícito o el inevitable sesgo que se deriva de esta concentración.

De esta manera, los cargos públicos o de relevancia deben asumir un compromiso disciplinado en base al rol que ostentan y deben ser capaces, ellos mismos, de separar la influencia en sus responsabilidades habituales. Un ejemplo concreto es el impacto en el entorno familiar del sujeto versus la opinión pública, audiencias con condiciones diferentes.

También es menester conocer y saber dilucidar la distinción radical desde el génesis entre una opinión y la información como tal. La opinión puede ser sobrepuesta a una verdad empírica y camuflarse, sin embargo, se empodera en su valor individual de origen subjetivo. Pero la información es inapelable e imparcial. Por ende, es corroborable e irrebatible. Por todos y para todos.

Aunque el *FCh* es una herramienta potente en democracia, que busca la sanidad política y social en el sistema de manera constructiva, contiene una perspectiva de ente juzgador en una posición que obliga a una rigurosidad infalible en el proceso, para además, estar consciente de sus limitaciones efectivas y comprender su papel en una infraestructura mayor en la vigilancia del poder; la responsabilidad social del periodismo.

Así, ante la velocidad de un mundo global digitalizado y veloz, más allá incluso de nuestros propios tiempos como especie, el *Fact Checking* es vital en evitar la propagación indiscriminada de información falsa y en consecuencia, es un instrumento activo en las comunicaciones venideras.

Si te gustó este artículo, ¡compártelo! ¡Gracias!

10 thoughts on “Un importante engranaje en una maquinaria mayor (2018)”

  1. Pingback: รถพยาบาล

  2. Pingback: ลวดสลิง

  3. Pingback: naga356

  4. Pingback: golden visa

  5. Pingback: mushrooms for sale uk